Cooperativas agro-alimentarias Castilla-La Mancha Avenida de Criptana, 43 13600 Alcázar de San Juan - Tel: 926545200
  • Los asistentes han conocido una explotación agrícola albaceteña que lleva más de una década aplicando esta técnica de cultivo

La Escuela de Ingenieros Agrónomos de Albacete acogió el pasado viernes la jornada organizada por Cooperativas Agro-Alimentarias Castilla-La Mancha, en colaboración con Globalcaja, sobre la aplicación de las cubiertas vegetales en los cultivos leñosos. Una nueva práctica de cultivo necesaria para que dichas explotaciones agrícolas sean perceptivas de las nuevas ayudas de la PAC 2023-2027, denominadas ‘eco regímenes’.

Un centenar de profesionales de diferentes cooperativas de toda Castilla-La Mancha se dieron cita en esta jornada en la que los técnicos de Cooperativas Agro-alimentarias, Nuria Villanueva y Bienvenido Amorós, dieron las claves para beneficiarse de estas nuevas ayudas.

Los técnicos de Cooperativas Agro-alimentarias expusieron las tres prácticas de cultivo que hay que llevar a cabo para ser beneficiarios de las ayudas a los ecoregímenes en cultivos leñosos (Viñedo, olivar, frutos de cáscara, frutales y otros cultivos permanentes) a partir de 2023. De esta manera, los asistentes a la jornada conocieron pormenorizadamente las actuaciones necesarias para tener en sus cultivos cubiertas vegetales vivas, cubiertas vegetales inertes y espacios de biodiversidad.

Posteriormente, los asistentes a las jornadas se desplazaron hasta la finca albaceteña ‘Dehesa de los Llanos’ para conocer de mano de su director, Julián Illán, cómo llevan aplicando las cubiertas vegetales desde hace más de diez años en sus cultivos.

La responsable del Departamento de Ayudas Horizontales de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha, Nuria Villanueva, destacó la importancia de este tipo de jornadas dirigidas los técnicos de las cooperativas, “ya que son ellos los que trabajarán mano a mano con sus asociados para asesorarles sobre las prácticas de cultivo, y a su vez, sobre las ayudas y gestionarles la PAC” y se les debe dar “una formación adecuada”.

Sobre las cubiertas vegetales

La aplicación de las cubiertas vegetales en la agricultura consiste dejar crecer la vegetación espontánea autóctona de cada lugar, o bien realizar una siembra de especies adecuadas. Dicha práctica contribuye al enriquecimiento de materia orgánica del suelo, a retener el agua y a frenar la erosión. Estas son tres necesidades acuciantes de los suelos de nuestra región, y que, de no mejorarse, empeoran año a año la capacidad productiva de nuestras parcelas de cultivos permanentes.

Una práctica de cultivo que tendrá ayudas adicionales en la PAC que entrará en vigor a partir del año 2023, cuyas cuantías económicas pueden ir desde los 61,07 euros por hectárea en explotaciones con baja pendiente hasta los 165,17 euros en elevada pendiente.